Inicio Inicio Principios de la Acción Preventiva

Para definir cualquier actividad en materia de prevención de riesgos, es necesario conocer los principios en los que se basa la acción preventiva (Art. 15). Éstos son:

  • Planificar la prevención, buscando un conjunto coherente de actuaciones que integren la técnica, la organización del trabajo, las condiciones de trabajo, las relaciones sociales y la influencia de los factores ambientales en el trabajo.
  • Evitar los riesgos.
  • Tener en cuenta la evolución de la técnica.
  • Evaluar los riesgos que no se pueden evitar.
  • Sustituir lo peligroso por lo que entrañe poco o ningún peligro.
  • Combatir los riesgos en su origen.
  • Tener en cuenta los riesgos adicionales que pudieran implicar determinadas medidas preventivas.
  • Concertar operaciones de seguro para garantizar como ámbito de cobertura la previsión de riesgos derivados del trabajo.
  • Adoptar medidas que antepongan la protección colectiva a la individual.
  • Adoptar las medidas necesarias a fin de garantizar que sólo los trabajadores que hayan recibido información suficiente y adecuada puedan acceder a las zonas de riesgo grave y específico.
  • Dar las debidas instrucciones a los trabajadores.
  • Tener en consideración las capacidades profesionales de los trabajadores en materia de seguridad y de salud en el momento de encomendarles las tareas.
  • Prever las distracciones o imprudencias no temerarias que pudiera cometer el trabajador.
  • Adaptar el trabajo a la persona, con miras, en particular, a atenuar el trabajo monótono y repetitivo y a reducir los efectos del mismo en la salud.